27 de julio de 2021

¿Qué pasará en 2021 con los viajes ?

Hace un año, los viajeros estaban tan ocupados planeando sus vacaciones que apenas tenían tiempo de levantar la vista del teclado. ¡Estábamos yendo a lugares! Los expertos predijeron otro gran año para el turismo. Pero entonces la pandemia golpeó, cerrando las fronteras y paralizando los viajes por el resto del 2020.

¿Qué sucedió? Y, más importante, ¿qué pasará el próximo año?

Es difícil describir el 2020 sin una hipérbole. Las órdenes de quedarse en casa y las cuarentenas paralizaron efectivamente los viajes. Según una encuesta de la Asociación Americana de Hoteles y Alojamiento, el 71% de los hoteleros dijeron que no pasarán otros seis meses sin más ayuda federal, dada la demanda actual y proyectada de viajes. Nadie lleva la cuenta de los despidos de las aerolíneas, pero en la mayoría de los casos son decenas de miles.

¿Y la industria de los cruceros? ¿Qué industria de cruceros?

El camino a seguir es igual de inquietante. ¿Cuándo los gobiernos distribuirán vacunas y abrirán sus fronteras? ¿Es seguro planear un viaje para el verano, o debemos esperar hasta finales de 2021 – o más tarde? ¿Cómo será el viaje en los próximos meses?

En primer lugar, una mirada atrás a la implosión de los viajes. Sucedió tan rápido, justo cuando las vacaciones de primavera estaban empezando. La pandemia de la Covid-19 cerró ciudades, estados y países, dejando a los viajeros acurrucados en sus casas.

“Nunca había visto un evento tan masivo de cancelaciones, solicitudes de reembolso y devoluciones de cargos”, recuerda Casey Halloran, CEO de Namu Travel Group. “Las primeras semanas de la crisis fueron de pánico casi total en toda la industria. Desde las aerolíneas hasta los seguros de viaje y los hoteles, todo el sistema se vino abajo. Simplemente no estábamos preparados para nada como esta pandemia global”.

Para los viajeros, era el peor tipo de juego de espera. Atrapados en casa y a veces desempleados, esperaban reembolsos rápidos para poder pagar sus facturas. Algunas compañías de viajes, al carecer de fondos para pagar todos los reembolsos, reescribieron sus reglas de reembolso y las aplicaron retroactivamente. Eso ciertamente mantenía ocupado a este defensor del consumidor.

“El año 2020 será conocido para siempre en la industria de los viajes como el año en que pulsamos el botón de pausa”, dice Marla Fowler, asesora de viajes de Glass Slipper Concierge, una agencia de viajes centrada en Disney en Corpus Christi, Texas. Y aunque la interrupción fue total, dice, “también nos dio tiempo para reflexionar y reagruparnos, y encontramos tanto a viajeros como a proveedores de viajes buscando maneras de viajar más seguras, más inteligentes y, simplemente, mejores”.

La industria de viajes golpeó el botón de pausa más fuerte en los reembolsos. Y eso apunta a la mayor ganancia para las agencias de viajes, operadores turísticos, aerolíneas y otros negocios: Necesitan una mejor manera de manejar los reembolsos rápidamente. El sistema actual no funciona.

Puede que te hayas perdido

3 minutos de lectura
8 minutos de lectura